Cómo abastecían de agua a León en sus inicios

La ciudad se abastecía de agua principalmente de un gran “ojo de agua” que media 60 x 10mts. y estaba situado en un extremo del actual Parque Hidalgo; su líquido servía para regar algunas huertas, también para lavar pieles y mediante el acueducto que se inició en 1876 se hizo llegar la ciudad, cuando también se comenzó a construir una primera caja de captación de agua.

Cerca de él había otro “ojo” más pequeño, junto al que se construyenron unos lavaderos públicos. Existían unas 14 fuentes públicas distribuidas en la ciudad, pero el agua no era potable. El agua para beber se podía comprar a los aguadores.
Estos señores la llevaban desde los pozos del Fraile, La Piscina, Sardeneta o El Saucillo en cántaros que colocaban sobre el lomo de unos burros que al caminar hacían sonar unas campanitas que les colgaban al cuello.

BonitoLeoìn 700x400

Para responder a las necesidades de agua de la población, en 1897 se comenzaron a perforar pozos más profundos con maquinaria moderna, así se lograron los pozos artesianos del Barrio Arriba, el del lado poniente de la plaza principal y otro en el Barrio de Santiago.
Se instaló después una tubería para hacer llegar el agua a unas llaves públicas distribuidas en la ciudad. El pozo de la plaza de San Francisco en el Coecillo se perforó en 1912.
En 1902 el Ayuntamiento de León consiguió que el gobierno del Estado aportara recursos para hacer una presa, la de los Castillos.
Redacción

Redacción

Bonito León® nace con la finalidad de promover y difundir lo mejor y más relevante de nuestra ciudad. En nuestro sitio encontrarás los eventos, las costumbres, la gastronomía y la cultura de León. Las imágenes en nuestro sitio tienen la finalidad de ilustrar nuestras notas, si alguna de éstas te pertenece, por favor escríbenos.

Tal vez te interese

function enqueue_files() { if ( is_singular('post') ) { } else { } }
.