“Mi cachorro se lo comió”

Una de las características que más definen a los cachorros es su obsesión por explorar, lo que causa que siempre quieran morder, siendo victimas nuestros zapatos, juguetes, muebles, ropa, cables e incluso nosotros mismos.

Nuestro cachorro no dejará de explorar pero en ningún caso lo hace por fastidiar, solo sigue sus instintos. Los cachorros tienen su conducta exploratoria de las crías de muchas especies.

Gracias a esta conducta pueden descubrir el entorno en el que viven y adquirir enseñanzas que le ayudarán en su vida; la falta de manos harán que la boca sea indispensable para la manipulación de objetos.

Los dientes de leche que están presentes en la primera etapa de vida, hace que sean pequeños y más finos, lo que resulta molesto para el propietario, estos mudarán su dentadura definitiva a los 4 meses aproximadamente.

Este proceso fisiológico se ha relacionado con un mayor deseo de morder, son etapas que acaban, que sufren en mayor o menor intensidad todos los cachorros y que no se deben a ninguna maldad por su parte.

Para mayor información pueden consultar a su médico veterinario de cabecera, o enviarme un correo electrónico a oscar191c@hotmail.com en casos especiales.

Notas que te pueden interesar:
8 alimentos dañinos para los perros y gatos
Vacunas para mis mascotas, ¿por qué hacerlo?
Embarazo psicológico en perros, ¿qué es y cómo tratarlo?
Avatar

Oscar Lara

Oscar Lara es médico veterinario por la Universidad de La Salle Bajío. Cédula profesional: 8798511

Tal vez te interese

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

.