Voluntario de vacuna COVID-19 registra trastorno neuronal; es el segundo caso

El diario estadounidense The New York Times informó que un segundo paciente que estuvo en las pruebas de la vacuna contra el COVID-19 desarrollada por la farmacéutica AstraZeneca y la Universidad de Oxford podría haber desarrollado mielitis transversa.

El equipo científico de la vacuna descartó que la vacuna le haya generado la inflamación de la médula espinal. La compañía habría informado que el primer participante recibió una dosis de la vacuna antes de desarrollar la mielitis transversa; sin embargo, el NYT dijo haberse contactado, bajo condición de anonimato, de que un segundo participante se le detectó la enfermedad después de la aplicación de la vacuna.

AstraZeneca desconoce del segundo caso. Expertos médicos aseguraron al diario que pese a que la mielitis transversa está catalogada como una de las enfermedades raras, es una señal de alarma en que se halle en uno de los participantes, afirmando que podría registrarse “un patrón peligroso” de seguridad para las personas.

La farmacéutica ha asegurado que los padecimientos de inflamación en la médula espinal no están asociados con la vacuna.

¿Qué es la mielitis transversa?

La enfermedad, que generalmente es considerada como rara, puede causar debilidad en los brazos y piernas, parálisis, dolor y problemas intestinales y de vejiga.

La mielitis puede ser el primer signo de la esclerosis múltiple, pero también puede ocurrir después de que el cuerpo se encuentra con un agente infeccioso como un virus.

La farmacéutica suspendió el 8 de septiembre sus ensayos de la tercera fase de la vacuna debido a complicaciones de un paciente con mielitis transversa, asegurando que era un proceso normal en la aplicación masiva de vacunas.

Tal vez te interese

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

.