Historia del Templo de El Calvario de León desde 1870, inspirado en la mitología griega

Se acerca la Semana Santa y con ella la relevancia edificaciones claves que nos recuerdan a ella, uno de ellos es el Templo de El Calvario, que comenzó su construcción allá por el año de 1870 y del cual te vamos a contar un poco de su historia.

Caracterizado por su arquitectura, pues asemeja el Olimpo de los dioses de la mitología griega, el padre Prudencio fue quien comenzó con la idea de la construcción y en 1850 compró el terreno ubicado cerca del Barrio Arriba de la ciudad.

De acuerdo a información del Archivo Histórico Municipal, los trabajos de las obras se realizaron por etapas y en los años 1870 a 1873, se solicitó licencia para pedir limosna y terminarlo.

Pero no todo ha sido miel sobre hojuelas para ese maravilloso templo, pues a los dos años de fundarse el asilo de “El Calvario”, en el año de 1885 por el padre Yermo y Parres comenzaron las desgracias.

“Una de ellas es que la Policía mandaba por la fuerza a los mendigos y para ese entonces en León ya había epidemias, además de la inundación que acabó con la ciudad en 1888. Las deudas que no podían solventar el asilo fue otro de los acontecimientos que en ese momento no ayudaron al lugar.

Luego de la inundación el lugar comenzó a recibir a gran cantidad de damnificados, hasta que el padre Yermo y Parres se fue de León y una crisis más abrazo a “El Calvario”: el padre murió en Puebla en 1904″, se cita en una nota periodística.

Al principio lo ayudaban económicamente algunas personas, pero, luego, lo llevó a cabo solo y recogió de la calle a mendigos, ancianos y niños, fundó la escuela y luego aceptó a menores de cuna y se fue a vivir ahí para tener un un mejor cuidado.

Tal vez te interese

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

.