De cabeza, suadero, costilla y lengua ¡La historia de los tacos en León!

De cabeza, suadero, costilla, hígado, lengua, y por supuesto, los de perro (jaja broma), son algunas de las variedades de tacos que se venden en León, un platillo súper tradicional de la ciudad, incluso, más que las guacayamas, según información del Archivo Histórico Municipal.

“(León) Es una de las ciudades donde más taqueros encuentras en las esquinas y más que guacamayas los más típico aquí en León son los tacos”, nos dijo nuestra fuente.

Aunque no hay un dato exacto de cuándo se comenzaron a vender los tacos y a proliferar los carritos en las esquinas, la historia cuenta que desde inicios del siglo XX había personas que vendían gorditas y enchiladas rojas, estas últimas en ese momento, tradicionales de la ciudad.

En lo que respecta a los tacos, según las memorias del Archivo Histórico, fue a partir de los años 70 cuando comenzaron su auge en la ciudad, tomando cada vez más fuerza en los 80 y 90, pues ya para estas fechas el barrio de San Juan de Dios ya estaba lleno de puestos de tacos.

Para los 90 hicieron una remodelación al barrio y los taqueros se instalaron en la calle Ignacio Altamirano, toda esa cuadra, frente a la plaza, había puestos de comida como guacamayas, duros, pero sobre todo taquitos.

Sin embargo, con el paso del tiempo, las autoridades los quitaron porque los vecinos se comenzaron a quejar, pero se fueron expandiendo por todas las colonias de la ciudad, tanto, que hoy hay casi un puesto en cada esquina y pese a eso, no hay un sindicato o una institución que proteja a los vendedores de tacos.

En el Centro Histórico de la ciudad hay taquerías de mucha tradición como los que se encuentran en el Pasaje Catedral o los que están en la calle Josefa Ortiz de Domínguez que tienen hasta de 10 tipos de carne diferentes.

El leonés ama los tacos u ¿opinas diferente?

 

Tal vez te interese

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

.