El Cairo, la milenaria joya del Nilo

Pirámides, sarcófagos, esfinges, momias, mezquitas y mucha arena es lo primero que viene a la mente al pensar en Egipto. Sin embargo, este mítico país, cuna de una de las culturas más emblemáticas de la humanidad, va mucho más allá.

Su capital, El Cairo, resguarda gran parte de los tesoros culturales y artísticos que han definido su identidad en sus múltiples recintos, calles, mezquitas y personas que conforman una ciudad bendecida por las aguas del larguísimo Río Nilo.

Una vista panorámica de El Cairo, donde conviven el pasado y el presente, desde la Ciudadela.

En El Cairo conviven el pasado y el presente en un caos misteriosamente organizado en el que los edificios históricos son tan sólidos como los aparentemente endebles condominios, mientras el acelerado y atiborrado tráfico de sus avenidas está libre de accidentes, no así del estridente y constante sonido del claxon. En resumen, el encanto de la ciudad reside en ese armónico caos que unifica las raíces con la cotidianeidad.

No es difícil deslumbrarse en El Cairo; desde sus míticas pirámides y la estoica Esfinge en Giza, hasta los intricados pasajes que unen a los múltiples salones del Museo de El Cairo, pasando por la emblemática Plaza Tharir, punto neurálgico de la ciudad y de sus más recientes sacudidas sociales o los laberínticos callejones repletos de artesanías y restaurantes del barrio Khan El Khalili, cada rincón de la ciudad ofrece una experiencia inolvidable.

La Esfinge de Giza, uno de los monumentos históricos más importantes de la humanidad.

Además, no hay que dejar pasar la oportunidad de surcar las aguas del Río Nilo a bordo de una barcaza, en donde también se tiene la oportunidad de disfrutar lo mejor de la gastronomía y bailes típicos egipcios.

El Cairo es accesible, diverso, seguro e intrigante, siempre a la espera de cautivar a quien se anime a recorrer a “golpe de calcetín” la historia entre sus calles.

Un paseo por el mítico Río Nilo a bordo de una de las embarcaciones que lo recorren diariamente.
El Museo del Cairo resguarda los más valiosos tesoros históricos y culturales de Egipto y de la humanidad en sus diversas salas.
Camelleros junto a la pirámide de Kefrén

Tal vez te interese

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

.